lunes, 28 de octubre de 2013

Hongos rellenos con queso azul

¡Hola a todos!

¿Tienen ganas de un almuerzo liviano pero muy rico? Los hongos siempre son una buena elección para esto. Hice esta receta con champignons pero pueden reemplazarlos con hongos portobello y queda igual de rico. Solo asegúrense de que sean hongos grandes, ya que cuanto más chicos, menos relleno.

Hongos rellenos


Como toda receta salada, todos los ingredientes dependen de la cantidad de comensales y para qué se utilice (almuerzo o entrada, en este caso).

Vas a necesitar:
*6 champignons o portobellos grandes
*Aceite de oliva
*1 diente de ajo pequeño
*1/2 berenjena
*5 tomates secos
*1/4 taza de vino blanco
*100 gr. de queso azul
*1 puñado de albahaca fresca picada
*30 gr de queso rallado

Quitales el tallo a los hongos - tomalos de la raíz y girala ¡No los tires! Los podes usar en cualquier salteado o ensalada, o mismo en este relleno (yo no los utilicé para dar lugar al resto de los ingredientes). Precalentá el horno al máximo - el relleno ya va a estar cocido. Lo que vamos a hacer es darles un golpe de calor a los hongos para gratinarlos.

Cortá los vegetales en brunoise (cuadraditos pequeños). En una sarten con aceite, agregá el ajo para saborizar y luego salteá las berenjenas y los tomates. Una vez cocidos, sacá del fuego y agregá el vino blanco. Volvé al fuego hasta que se evapore el alcohol. Retirá nuevamente y agregá el queso azul, desmenuzándolo con los dedos. Por último, agregá la mitad de la albahaca. Condimentá solo con pimienta porque el queso azul ya es muy salado.

En una placa, distribuí los hongos y colocales el relleno en el interior. Espolvoreá con parmesano cada uno de ellos y cubrí con papel aluminio. Llevalos al horno 10 minutos. Quitá el papel y seguí cocinando hasta que gratinen. Servilos espolvoreando cada uno con la albahaca restante.

¡Que los disfruten!